Domingo 21 de Julio de 2019 | | Mercedes - Corrientes | T
Buscar
INFORMACION GENERAL

Instan a denunciar enfermedades de aves exóticas
26.06.2019 | 10:12hs

 El SENASA instó a veterinarios, productores y público general a denunciar acerca de aquellas enfermedades de las aves que son consideradas actualmente exóticas para Argentina.

 Existe un grupo, que por su impacto comercial, productivo y/o zoonótico es regulado por el organismo, a través de programas de prevención, control o erradicación, señaló.

 
 
 
El Senasa implementa actividades enfocadas en la situación sanitaria nacional a partir de la prevención de enfermedades exóticas –como la influenza aviar (IA)– y erradicadas del país –como la enfermedad de Newcastle (ENC)–, así como el control de otras de impacto pecuario –como las salmonelosis y micoplasmosis–.
 
 
El estado sanitario de Argentina como “país libre” respecto a estas dos enfermedades le brinda una condición ventajosa cuando se negocia el intercambio de animales y sus productos con otros países. Su presencia no solo afecta a la producción, sino también al comercio nacional y la salud pública.
 
 
A fin de evitar su introducción al país y mantener este estatus sanitario, el Senasa desarrolla diversas actividades que se enmarcan en cuatro pilares fundamentales: prevención, detección temprana, control y erradicación.
 
 
Entre las principales medidas sanitarias de prevención, el Senasa adopta controles en las importaciones de aves y en las fronteras, fiscaliza las medidas de bioseguridad en las granjas, el sistema de identificación, la trazabilidad y los movimientos de animales.
 
 
Con el objetivo de detectar rápida y tempranamente la circulación de los virus de influenza aviar y de la enfermedad de Newcastle, el Senasa lleva a cabo anualmente una vigilancia epidemiológica. La misma está destinada a detectar la posible presencia de virus o aves infectadas con cepas de ENC o IA, e involucra la atención de notificaciones de mortandad, y un muestreo anual y sistemático dirigido a zonas y subpoblaciones de aves de mayor riesgo.
 
 
Si bien el Senasa cumple un rol fundamental en la prevención del ingreso de estos virus al país, es también responsabilidad de productores, veterinarios y demás actores del sector productivo aplicar medidas de bioseguridad estrictas en los establecimientos avícolas para prevenir su difusión entre granjas, saber reconocer las enfermedades aviares de manera temprana, notificarlas a la autoridad sanitaria y aplicar medidas de contención en el caso de que ingresaran.
 
 
La detección precoz, cuyo objetivo principal consiste en disminuir el impacto directo de la presencia de enfermedades, permite evitar su diseminación y facilitar su contención y posterior erradicación. De esta manera, se reducen las pérdidas en la producción y en el comercio internacional. En estos aspectos, la notificación es esencial y para ello, las formas de contacto son: • En las oficinas del Senasa –comunicándose personalmente o por teléfono (las ubicaciones se pueden consultar a través de la web del Organismo)–. • A través de la app “Notificaciones Senasa”, disponible solo en Play Store.
 
 
De esta manera, se puede mejorar la sensibilidad del sistema de vigilancia y los veterinarios del Organismo se pondrán en conocimiento para evaluar cuáles son las acciones correspondientes que se deberán seguir en cada caso.
 
 
13 ENFERMEDADES QUE LAS AVES PUEDEN CONTAGIAR A LOS HUMANOS
 
 
 
RESPIRATORIAS (datos de expertoanimal.com)
 
 
 
Psitacosis
 
 
La psitacosis fue descubierta en el siglo XIX, cuando se asoció con loros traídos de Suramérica. Esta enfermedad es causada por una bacteria intracelular obligada (sólo puede vivir dentro de las células de los animales que parasita) de la familia de las clamidias, llamada Chlamydophila psittaci. Una persona puede contraerla al estar en contacto con aves afectadas.
 
 
Estas aves eliminan bacterias a través de los fluidos nasales, las heces e incluso plumas. Las bacterias son resistentes a la desecación, por lo que pueden permanecer en el ambiente más de un mes. Los síntomas son similares al de una neumonía, pero pueden acabar afectando a otros órganos, como el corazón, hígado o bazo y, finalmente, provocar la muerte del animal. Las aves más afectadas por esta enfermedad son loros, periquitos, cotorras y papagayos y, con menor frecuencia, aves de corral, palomas, canarios y aves marinas.
 
 
Influenza
 
 
El virus de la influenza o gripe aviar es el causante de la peste aviar típica en aves de corral, pero puede afectar a cualquier ave, desde domésticas a silvestres. Este virus puede mutar fácilmente, agravando los síntomas de la enfermedad. Los subtipos más conocidos son H5 y H7, debido a que son los que provocan la enfermedad en seres humanos.
 
 
No fue hasta 1997, cuando el subtipo H5 de este virus comenzó a afectar a seres humanos en Hong Kong. No se sabe a ciencia cierta si el virus puede pasar de humano a humano, las personas contagiadas son individuos que tienen estrecha relación con la producción de aves de corral, ya sea con individuos vivos y enfermos, con animales muertos o en contacto con el medio contaminado.
 
 
En humanos, esta enfermedad puede causar desde una simple conjuntivitis hasta una neumonía grave y la muerte. En aves, suele ser asintomática.
 
 
Histoplasmosis
 
 
La histoplasmosis es una enfermedad micótica producida por en el hongo Histoplasma capsulatum que se transmite a través del aire. Afecta sobre todo a los pulmones pero puede pasar a otros órganos. El hongo suele vivir en los suelos de las cuevas donde viven aves y murciélagos, ya que los excrementos de estos animales alimentan al hongo, además, se encuentran en su tracto digestivo.
 
 
Tanto en aves como humanos, la enfermedad puede evolucionar sin síntomas produciendo pequeñas lesiones en los pulmones y, en ocasiones, si el sistema inmune no es fuerte, acaba afectando a otros órganos.
 
 
Enfermedad de Newcastle
 
 
La enfermedad de Newcastle es muy contagiosa, se transmite a través de las heces de un animal contagiado y, también, por las descargas nasales. Esta enfermedad es causada por un virus del grupo de los paramyxovirus, que puede permanecer vivo en el medio ambiente durante semanas.
 
 
En aves, cuando la cepa es muy virulenta, suele causar la muerte, después de que aparezcan síntomas como depresión, manifestaciones nerviosas o diarrea. En humanos sólo se manifiesta como una conjuntivitis leve.
 
 
Fiebre Q
 
 
La Fiebre Q es causada por la bacteria Coxiella burnetii. No sólo afecta a aves, también contagia a mamíferos, reptiles y artrópodos. Siendo los rumiantes el principal reservorio.
 
 
El momento en el cual existe mayor probabilidad de contagio es durante el parto de las reses, mediante el líquido amniótico. Las bacterias son capaces de unirse al polvo y viajar largas distancias a través del aire. Al respirar estas partículas, adquirimos la enfermedad. Además, también puede propagarse mediante las garrapatas.
 
 
Fiebre del Nilo occidental
 
 
La Fiebre del Nilo Occidental es causada por un flavivirus. Fue descubierto en 1935 en Uganda. En la actualidad, podemos encontrar el virus en cualquier lugar del mundo.
 
 
El reservorio principal de la enfermedad son las aves que, al ser picadas por mosquitos, estos diseminan el virus a otros animales, como los caballos o el ser humano. La enfermedad puede ser asintomática, pero también puede mostrar síntomas neurológicos y causar la muerte, tanto de humanos como otros animales.
 
 
GASTROINTESTINALES
 
 
 
Salmonelosis
 
 
La salmonelosis puede ser causada por dos especies de Salmonella, Salmonella bongori y Salmonella entérica. Estas bacterias viven en el tracto digestivo de las aves, por lo que cualquier producto que se contamine de heces puede contagiar la enfermedad.
 
 
En humanos, la bacteria se adquiere al ingerir alimentos contaminados, generalmente huevos o carne de aves. Los síntomas suelen ser vómitos, diarreas y fiebre. Normalmente, el ser humano no necesita de tratamiento, sólo evitar la deshidratación. Sólo las personas inmunodeprimidas pueden precisar tratamiento.
 
 
Campilobacteriosis
 
 
El causante de esta enfermedad es la bacteria Campylobacter jejuni, suelen presentarla aves silvestres y domésticas, sobre todo loros, jilgueros y canarios. La bacteria se aloja en los intestinos de estos animales provocando síntomas como hepatitis, letargia, pérdida del apetito, pérdida de peso y diarrea amarilla. Lo normal es que el ave muera.
 
 
La campilobacteriosis se transmite al ser humano a través del contacto con carne de pollo, leche u otros productos contaminados con heces de aves enfermas. En las personas la enfermedad no es tan grave como en aves, normalmente sólo produce diarreas de unos 7 días de evolución. Enfermedades cutáneas.
 
 
Pasteurelosis
 
 
La pasteurelosis es causada por la bacteria Pasteurella multocida, la misma que provoca el cólera aviar. Habitualmente encontramos esta bacteria en la zona nasofaríngea de aves totalmente sanas. Estos microorganismos pueden contagiar al ser humano a través del picotazo o arañazo de un ave. Provocan heridas infectadas eritematosas y bastante dolorosas.
 
 
Erisipeloide
 
 
Esta enfermedad es causada por la bacteria Erysipelothrix rhusiopathiae. Se transmite al ser humano por contacto con aves de corral o domésticas. Provoca infecciones localizadas en la piel, dolorosas y que producen picor. La infección puede afectar a las articulaciones que se encuentren cerca del origen de la infección.
 
 
Criptococosis
 
 
Cryptococcus neoformans es la levadura causante de esta enfermedad. Nuestra mascota puede portar la levadura sin mostrar síntomas. En principio, la transmisión al ser humano se produce a través de heridas previas en la piel que entra en contacto con las heces del animal. Si el sistema inmune no se encuentra afectado, la enfermedad no pasa de ahí, pero en personas inmunodeprimidas puede acabar afectando a los pulmones y al sistema nervioso.
 
 
Dermatitis por ácaros aviarios
 
 
Los ácaros pueden transmitir muchos tipos de ácaros, algunos innocuos para el ser humano y otros dañinos como por ejemplo Ornithonyssus sylviarum y Dermanyssus gallinae. Suelen provocar inflamación de la piel o eccemas.
 
 
Micobacteriosis no tuberculosa
 
 
Esta enfermedad es provocada por hongos del género Mycobacterium. Suelen vivir en los picos y patas de las aves. En humanos suele afectar a la piel pero también a los pulmones si se inhala.

 Encuesta difundió números negativos para el gobierno de Macri

 Se trata de una nueva encuesta realizada por Opinión Pública, Servicios y Mercados liderado por el analista Zuleta Puceiro en referencia al contexto socio institucional y político de la actividad económica del país. 

 Informe: Hubo"responsabilidades compartidas" en el naufragio

 Para los miembros de la Bicameral parlamentaria el origen del hundimiento fue un incendio en el tanque de batería 3 que provocó la "implosión" posterior, una "avería" que fue "subestimada por todos los altos mandos" de la Armada.

 Rechazaron el planteo del oficialismo cordobés para presentar una boleta corta

 La lista oficialista Hacemos por Córdoba, espacio que lidera el gobernador Juan Schiaretti, no está alineado con ningún candidato a presidente y por ello advirtieron que la boleta larga podría llevar a confusión.